Patrullas oso

La Fundación Oso Pardo (FOP) ha formado y mantiene patrullas de vigilantes-monitores en las zonas oseras más importantes de la Cordillera Cantábrica.

Las patrullas están formadas por mujeres y hombres
“hijos de la montaña cantábrica” y oriundos
de los territorios oseros, con lo que la FOP contribuye
a la creación de empleo local.

Reciben formación específica y están equipadas con el mejor material de comunicaciones, óptico y de montaña. Las tareas de las patrullas van desde la vigilancia y el seguimiento de las poblaciones de osos, hasta el apoyo a programas de investigación, la educación ambiental o la orientación de los visitantes en espacios naturales protegidos.

Con la experiencia acumulada de más de quince años de trabajo con los osos, estos vigilantes han acabado por convertirse en experimentados naturalistas de campo, que han aportado observaciones, datos y muestras de gran interés para la gestión y el conocimiento de la ecología y evolución demográfica de la población de osos. También han contribuido de manera relevante en la lucha contra el furtivismo. En este enlace pueden conocerse algunos de los resultados obtenidos.

La FOP tiene actualmente cinco Patrullas Oso que operan en toda la Cordillera en el marco de convenios de colaboración con las Administraciones Autonómicas cantábricas, y un equipo de campo que trabaja en el Pirineo catalán. Las Patrullas Oso cuentan con el respaldo financiero de la Comisión Europea, la Fundación Biodiversidad, la Generalitat de Catalunya y el Gobierno de Cantabria, y con el apoyo de Land Rover España.